Clínica Médica Indautxu en Bilbao cuida de ti

Convalecencias hospitalarias: los mejores cuidados para cualquier patología

Las unidades de convalecencias hospitalarias ofrecen un cuidado integral a personas que precisan de una recuperación de sus funciones vitales tras un periodo de inactividad. Optar por este tipo de unidades es imprescindible para mejorar el desarrollo evolutivo del paciente y disminuir el peligro de complicaciones.

Patologías que precisan de convalecencias hospitalarias

Las unidades de convalecencias hospitalarias están reservadas a pacientes que sufren enfermedades crónicas o que no pueden realizar todas sus funciones para desenvolverse por sí mismos. Así, suelen ocupar estas unidades las personas que han sufrido una operación quirúrgica, deterioros cognitivos, traumatismos, lesiones del sistema nervioso o accidentes cardiovasculares, entre otras patologías.

 

Enfermedades cognitivas

Las enfermedades cognitivas son trastornos que afectan, tal y como indica su nombre, a las funciones cognitivas como pueden ser la memoria, la atención, el lenguaje, la orientación o el aprendizaje. Las patologías más frecuentes son el delirium, la amnesia y la demencia.

Las unidades de convalecencias hospitalarias cuentan con un equipo médico especializado en este tipo de patologías para evitar el deterioro y mantener activas las funciones cognitivas en la medida que la enfermedad lo permite.

 

Lesiones del sistema nervioso

Las lesiones del sistema nervioso central, como puede ser el ictus u otro tipo de daño cerebral ,precisan de un proceso de neurorrehabilitación complejo para subsanar los déficits funcionales derivados de la enfermedad.

La profesionalización del equipo médico y la individualización del tratamiento de cada paciente de acuerdo a su caso hacen de las unidades de convalecencias hospitalarias un imprescindibles para este tipo de patologías.

 

Cuidados paliativos

Los cuidados paliativos tienen como fin mejorar la calidad de vida del paciente buscando su bienestar físico y mental. Estos deben comenzar en el momento del diagnóstico y continuar durante toda la enfermedad independientemente del desenlace. El tratamiento paliativo, por su parte, se lleva a cabo cuando se considera que una enfermedad es terminal para paliar el sufrimiento del paciente y mejorar su día a día.

 

Traumatismos y accidentes de tráfico

En algunas ocasiones los accidentes de tráfico, e incluso los traumatismo de cualquier tipo, pueden causar lesiones que creen dependencia en el paciente y conviertan en imprescindible su hospitalización y atención médica. En este entorno, la rehabilitación de las fracturas es más propicia por lo que disminuye el tiempo de curación del paciente y asegura que el estado de este sea óptimo.

convalecencias-hospitalarias

Cuidados después de una cirugía

Tras una intervención quirúrgica se precisan atenciones específicas por parte del personal sanitario para que el paciente tenga una recuperación óptima. Los cuidados después de una cirugía, sea de la índole que sea, deben tener como objetivo el control de la evolución del paciente y la observación de este para evitar contratiempos.

Otro de los motivos de permanecer en una unidad de convalecencias hospitalarias durante el postoperatorio es el alivio del dolor derivado de la intervención mediante fármacos específicos.

 

Cuidados para ancianos

Las personas de edad avanzada sufren en numerosas ocasiones enfermedades que les impiden moverse y realizar acciones cotidianas con normalidad. Es por este motivo por el cual muchas familias recurren a las centros especialistas en cuidados para ancianos para mejorar su bienestar. Frecuentemente, estos pacientes tienen otro tipo de patologías de las cuales hay que realizar un exhaustivo seguimiento y tratamiento.

 

Beneficios de las convalecencias hospitalarias

Las unidades de convalecencias hospitalarias pueden suponer una gran ayuda para familias que no pueden dedicar la totalidad de su tiempo al cuidado de un familiar convaleciente o con alguna patología crónica. Así, existen numerosos beneficios por los que optar por una de estas unidades para el bienestar propio y del paciente:

 

  • Atención integral durante las 24 horas del día para asegurar el cuidado completo del paciente.
  • Adaptación de los recursos médicos a las necesidades de los pacientes para mejorar su autonomía a través de evaluaciones iniciales tanto médicas como psicológicas.
  • Alivio del posible dolor tanto físico como psicológico.
  • Un entorno idóneo para una recuperación rápida cuando se precisa de una atención personalizada.
  • Recibir información clara y concisa sobre la enfermedad, su tratamiento y secuelas por parte de médicos especializados en esta.
  • Incorporación de tecnologías avanzadas y técnicas innovadoras para una mejor rehabilitación.
  • Pruebas y controles frecuentes para observar la evolución del paciente.
  • Un equipo multidisciplinar de profesionales médicos que atienda cualquier necesidad que precise el paciente.

 

En definitiva, las unidades de convalecencias hospitalarias son la mejor opción para una recuperación funcional y una atención integral en determinadas patologías. La Clínica Indautxu dispone de un equipo multidisciplinar especializado y unas instalaciones perfectamente equipadas con las últimas tecnologías médicas para asegurar al paciente los mejores cuidados las 24 horas del día. Solicita información sobre sus estancias en clínica y escoge las mejores manos para cuidar de los tuyos y poder atender tu vida cotidiana.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.